Los veranos suponen un reto para las operadoras de telecomunicaciones. Los movimientos de población hacia las zonas costeras y la llegada masiva de turistas ponen al límite a muchas redes móviles. Precisamente para mantener la calidad de su servicio, Vodafone se ha preparado para afrontar un periodo estival que viene aderezado con otro factor: se trata del primero tras la desaparición del roaming en la UE, lo que significa que los visitantes europeos dispararán su consumo de datos al no tener que pagar cargos por itinerancia. Y, ¿cómo hará frente la compañía a este aumento del tráfico? Reforzando la cobertura y la capacidad de su red móvil, con una especial atención a los municipios turísticos y a las playas.

Andalucía juega un papel clave dentro del negocio de Vodafone y, además, es una de las comunidades que más viajeros recibe. Por ello, la compañía ha desplegado durante el último año actuaciones dirigidas a evitar colapsos en un verano que se prevé de récord. "Esperamos gestionar el doble de datos que el verano pasado", avanzó ayer el director territorial de Vodafone en Andalucía, Antonio Fernández, en un encuentro con la prensa. Al fin del roaming se unen otros dos elementos que tirarán del consumo: el uso sin restricciones de aplicaciones de mensajería -con el lanzamiento de Chat Incluido- y de las apps de música y redes sociales -Music Pass y Social Pass-, cuyo uso no afecta a su bono de datos.

"Nuestro empeño es que los clientes tengan la misma calidad de servicio en estos meses que el resto del año en su día a día", expuso Fernández. Para ello, Vodafone ha desplegado su red 4G en 27 nuevas playas, hasta llegar a las 246 en Andalucía. "La totalidad del litoral lo tenemos ya cubierto con 4G", indicó. Asimismo, ha mejorado la cobertura y capacidad de su red en 160 municipios turísticos "que pueden llegar a aumentar su población un 150% en verano", llegando a casos extremos como, por ejemplo, el de Chipiona, que multiplica sus habitantes por diez. La compañía también prestará especial atención a eventos con gran afluencia de público como las ferias de Málaga y Almería, las Carreras de Sanlúcar o el Starlite de Marbella para que los usuarios puedan disfrutar de un servicio de banda ancha que les permita comunicarse, enviar fotos y vídeos.

Fernández no cuantificó la inversión que ha realizado la compañía en estas actuaciones y se limitó a indicar que está incluida dentro de los 300 millones inyectados en Andalucía en los tres últimos años. Gracias a este desembolso, Vodafone ha llevado su cobertura 4G hasta 640 municipios, casi el 98% de la población andaluza, y para finales de 2017 espera poder cubrir el 100% del territorio. Es más, ha extendido su red 4G+, que eleva la velocidad hasta los 350 Mbps, a 31 nuevas localidades (suman 144), entre las que se están Sevilla, Córdoba, Jerez, Málaga o Granada.


Fuente: Diario de Sevilla